fbpx

.

Estamos en un punto de inflexión en el que podemos optar entre 2 caminos: el de la tecnología o el de la Paz Interior. Uno nos lleva a consumir, a crear dependencia y desperdicios y a alimentar necesidades falsas; el otro nos inspira a contribuir con la elevación planetaria. La decisión es ahora.

Tu propósito diario refleja tus valores y el camino que elegís transitar. ¿Estás enfocado en ganar dinero o en encontrar a Dios? Tus metas de supervivencia básica pretenden hacerte llenar un vacío interno con objetos materiales y tapar tu desamor con placebos del amor. Tu visión divina te invita a despertar el amor universal adentro tuyo. El camino humano es limitado y trae dolor y sufrimiento mientras que el camino Divino te trae realización espiritual. Esta transformación que podés experiemntar al hacer tu Soul Embodiment (Encarnación Divina) impacta en tu ADN, en tu cuerpo de luz, en tu cuerpo físico (biología) y, por supuesto, en tu realidad. Es el primer paso hacia la evolución de nuestra especie.

La pausa global que estamos viviendo te invita a elevar tu visión y a alinearte con este salto en conciencia. Te ofrece tiempo de quietud y silencio para reconocer y saldar deudas individuales y colectivas. La libertad tiene un precio: reparar todas las distorsiones creadas por tu ego para retornar a un orden divino y reconectarte con las Leyes Universales. La mayoría de los Seres humanos quiere evadir su deuda y esta actitud solamente retrasa su evolución.

La puerta a tu liberación es asumir tu responsabilidad absoluta.

Pagar tu precio no implica exponerte a un castigo sino hacer las paces con el impacto de tus acciones y recuperar un flujo de abundancia que sólo se activa cuando estás en sintonía con la inteligencia universal. El propósito de tu deuda kármica es despertar de la inconsciencia y elegir, voluntariamente, unificarte con tu Ser para dejar de acumular distorsiones y convertirte en un Servidor de La Nueva Humanidad; alguien que ama y cuida a la Humanidad y al Planeta.